Compartir

Así lo manifestó la Secretaria de Salud, Silvia Háure: desde esta semana se comenzó a tratar a pacientes internados en el Hospital de Pedro Luro con plasma. Se trata de pacientes excepcionales que presentan cierto riesgo; pacientes de otras localidades del distrito que lo requieran, son trasladados hasta el centro asistencial local. Háure comentó que se aplicó este tratamiento a un joven de 32 años, que mostró una rápida mejoría tras la aplicación de plasma de pacientes recuperados.

El protocolo se venía trabajando desde hace ya algunas semanas y, finalmente, pudo ser aplicado en la localidad.

El tratamiento consiste en extraer plasma de pacientes convalecientes para luego ser inyectado en personas cuyo sistema inmune no está respondiendo ante el virus y, de esa manera, dotarlo de anticuerpos que pueden frenar la enfermedad y ayudar en su recuperación.

Es una terapia que requiere de los donantes, que deben ser personas que haya cursado la enfermedad y ya cuenten con los anticuerpos necesarios. La extracción de plasma no es procedimiento doloroso.