Compartir

Finalmente, se confirmó este mediodía la decisión de apartar a la Policía Bonaerense en las tareas de búsqueda de Facundo Astudillo Castro, el joven de 22 años que desapareció de Pedro Luro hace más de dos meses y del cual se desconoce su paradero.

Así lo comunicó hace instantes el fiscal provincial Rodolfo De Lucia, quien está a cargo de la causa por la averiguación de paradero del joven de Pedro Luro, que fue visto por última vez el 30 de abril.

La decisión de apartar a la policía bonaerense de las actuaciones es preventiva, según confirmó De Lucia. Se tomó a partir de una presentación que hizo la Subsecretaría de Derechos Humanos.

“Por esa presentación y por normativas provinciales y de la Procuración hemos tomado esa resolución, más allá de no encontrar elementos objetivos que nos permitan pensar en una actuación ilegal policial o que sea determinante para que no podamos hallar a Facundo”, dijo De Lucia.

En consecuencia, desde ahora auxiliarán en la búsqueda efectivos de la Policía Federal, Gendarmería, Prefectura o de Seguridad Aeroportuaria, según sea necesario.

“Será al menos hasta que veamos cómo sigue el desarrollo de la causa”, agregó.

La madre de Facundo, a través de sus abogados, se presentó como denunciante ante la Justicia Federal, frente a la posibilidad de que su hijo haya sido víctima de una desaparición forzada.

Esa hipótesis apunta a que evidencian ciertas irregularidades de la policía de Villarino en las primeras horas de la desaparición del joven.

Entregaron los celulares

En este sentido, el fiscal anunció que los uniformados que actuaron en Villarino por este caso “entregaron voluntariamente los celulares personales, para analizar la información y colaborar con la investigación”.

“Los vamos a analizar con la tecnología Ufed, que tenemos en la Fiscalía. Es un software con buena capacidad para recuperar información borrada. Eso nos da cierta seguridad”, dijo.

Sobre las medidas de prueba, confirmó que restan más testimonios, chequeos de cámaras, el análisis del contenido de otros celulares secuestrados en las últimas horas (relacionados con la expareja de Facundo en Bahía), así como resultados de redes sociales.

 “Hay mucha información para procesar. Esperamos llegar a buen puerto”, cerró De Lucia.

 Fuente: labrujula24 y la nueva.com