Compartir

El Sistema de Informacion y Alerta Temprana del Sur Bonaerense realizó una actualización de la información climática. En el mismo se expresaba una mayor probabilidad de precipitaciones inferiores a lo normal para el trimestre, situación que se viene cumpliendo, más allá de eventos puntuales en altos milimitrajes en sectores de la región. Para abril, mayo y junio, se prevé para la región una mayor probabilidad de ocurrencia de precipitaciones en la categoría inferior a la normal (45-50%).

Informe completo

Situación climática

Las precipitaciones estuvieron entre normales y por debajo de lo normal en febrero e inferiores a la media en marzo y abril (hasta el día 15). En general, los valores acumulados (febr-mar-abr) fueron 158 mm en Bordenave, 88 mm en Bahía Blanca,  124 mm en Hilario Ascasubi, y 74 mm en Patagones. En cuanto a las temperaturas medias mensuales, febrero mostró condiciones de normalidad, marzo resultó anómalamente muy cálido y lo que va de abril, mostró temperaturas entre normales a levemente superiores a la media.

Precipitación

Actualmente las condiciones oceánicas y atmosféricas sobre el Pacífico Ecuatorial corresponden a un estado neutral del fenómeno El Niño / La Niña ~ Oscilación del Sur. De acuerdo a los modelos de pronóstico, la probabilidad de que continúen las condiciones de neutralidad en el trimestre abril-mayo-junio es más de un 65%.

El estudio de diversos modelos de predicción climática resultan en un pronóstico de temperatura media para el trimestre abril-mayo-junio con mayor probabilidad de ocurrencia en la categoría normal (=>40%), y la precipitación con mayor probabilidad de ocurrencia de la categoría inferior a la normal (45-50%).

El rango normal de precipitación para el trimestre corresponde a

  • 87-137 mm para Bordenave
  • 71-149 mm para Bahía Blanca
  • 68-110 mm para Hilario Ascasubi
  • 72-107 mm para Patagones.

La variabilidad de las precipitaciones en el área de secano de Villarino se refleja en el estado de los campos, algunos con disponibilidad de forraje y otros en situación crítica.

Gráfico. Precipitaciones en distintas localidades de Villarino en mm

En la zona de secano de Patagones la situación agropecuaria es desfavorable por el déficit hídrico desde la primavera pasada. Sólo se registraron lluvias muy puntuales y generalmente muy intensas, lo que disminuye su efectividad. Además fueron muy variables según la zona, incluso en pocos km de distancia.

Gráfico. Precipitaciones en distintas localidades de Patagones en mm

En general, la reserva de humedad en el suelo es baja, sólo presente en los primeros 20 a 40 cm. Se han manifestado episodios de erosión eólica en aquellos lotes con labranzas durante febrero y marzo en ambos distritos.

Los verdeos de verano fueron consumidos y quedan unos pocos excedentes.

Los verdeos de invierno en Villarino se sembraron en dos momentos:

  • A principios de febrero: se encuentran en macollaje y en aceptable estado, algunos fueron afectados por erosión eólica y por presencia de plagas (isoca y pulgones)
    A fines de marzo y principios de abril: se encuentran en estadio de emergencia hasta 2-3 hojas

En Patagones, hay pocos verdeos de invierno sembrados y los que están, emergieron desparejo, en manchones, casi sin humedad en todo el perfil.

Los establecimientos que cuentan con pastizales naturales y pasturas perennes se encuentran en una mejor condición productiva.

La zona este del partido de Patagones es la más comprometida por la escasez de lluvias y menor proporción de pasturas perennes. Este año, ante la presente situación climática, la siembra de pasturas perennes se vió postergada.

El estado de la hacienda es regular y algunos casos que han realizados manejos recomendados, están en aceptable condición. En los que no se realizó manejo adecuado, se están dando mortandad por hambre, principalmente en ovinos.

En el Valle Bonaerense del río Colorado, el panorama climático complica aún más la crisis hídrica mencionada en el reporte anterios.  Ante esta situación, desde CORFO se emitió un comunicado desaconsejando la siembra de cebolla temprana https://corfo.gob.ar/siembra-de-cebolla-temprana-2020/

Recomendaciones para Villarino y Patagones

  • Disminuir la carga animal
  • Adelantar y/o finalizar el destete de terneros
  • Eliminar categorías de recría y descartar vientres improductivos
  • Sólo se recomienda sembrar cereales para cosecha si en el lote se observan las reservas hídricas adecuadas (H°>60mm) en el momento de la siembra, si las condiciones de fertilidad química superan las 15 ppm de fósforo y el lote tiene una cobertura de rastrojos conveniente para evitar la erosión (cobertura mayor al 30%).
  • Descartar lotes con piso de arado que condicionen la infiltración del agua de la lluvia y el crecimiento de las raíces.
  • Realizar análisis de calidad de suelos, poniendo especial atención en la textura del suelo, en el nivel de P disponible, el contenido de materia orgánica y el nitrógeno del suelo.
  • Realizar análisis de calidad de semilla: el poder germinativo y el peso de mil semillas son factores claves para calcular la densidad de siembra correcta.
  • Reducir la densidad de siembra a 100-150 plantas.m2. El cálculo de la cantidad de kg.ha a sembrar se debe realizar en cada caso, teniendo en cuenta la calidad de la semilla.
  • Realizar monitoreo de las plagas de suelo (principalmente por la incidencia del gusano blanco).
  • Agregar insecticidas curasemillas al momento de la siembra (para gusano y también pulgones).