Compartir

Cecilia López una pigüense que ha quedado varada en Cuba junto a su pareja por las medidas contra el avance del coronavirus nos hizo un panorama de la situación en el país centroamericano. En la misma situación se encuentran unos 470 argentinos. Cecilia y otros 300 argentinos se encuentran en el Hotel Tulipán de La Habana que ha sido dispuesto por la embajada. Lo que sucede es que el 24 el hotel cerraría las puertas y es incierto el futuro de los turistas que allí se alojan. En cuanto a vuelos de repatriación, el último salió el viernes a través de una aerolínea cubana. El criterio de prioridad es el siguiente: personas vulnerable, con tratamiento médico, y luego por los viajantes que mayor tiempo lleven en tierras cubanas. Escucha la nota completa.

“Con la embajada nos manejamos por un grupo de Whats App. La embajada nos dice  que los vuelos no dependen de ellos, ya que se enteran uno o dos días antes que salgan. El criterio de prioridad es el siguiente: personas vulnerable, con tratamiento médico, y luego por los viajantes que mayor tiempo lleven en tierras cubanas”, comentaba Cecilia.

“Al principio era un aislamiento que no era obligatorio, pero ahora las medidas son más estrictas y el aislamiento es obligatorio”. Cuba cuenta hoy en día con poco más de 750 casos. Al momento que Cecilia llego, la cifra era de 3 infectados. En el hotel nos hacen tres controles diarios de fiebre y presión (para hipertensos)” manifestó la entrevistada.