Compartir

Se trata de la Escuela de Educación Secundaria Nº1; la rotura de un caño de gas imposibilito que los chicos asistan a las aulas. Por la rotura, la empresa Camuzzi retiró el medidor y se aguarda la contratación de un gasista para reparar el caño, arreglo que, según manifestó el Secretario General de Suteba Eduardo Gómez, no será rápido, ya que se complica la contratación del gasista por los tiempos que demora el Concejo Escolar para pagar los trabajos. La Escuela Nº1 se suma a la Escuela Nº33 que ya hace un par de semanas también carece del servicio de gas natural.